Fusión Ska

TOKYO SKA PARADISE ORCHESTRA ENGALANA EL FUSIÓN SKA

tokyo - ska - paradise - orchestra - fusion - ska - monterrey - mexico
Alvarrock García

Pasión, alegría, virtuosismo y sencillez fueron algunos de los atributos que la Tokyo Ska Paradise Orchestra demostró durante su show en el Fusión Ska.

Vaya concierto el que dio la maravillosa Tokyo Ska Paradise Orchestra, anoche en el Fusión Ska, efectuado en el Parque fundidora de Monterrey. Fue cerca de las 10 de la noche cuando la agrupación asiática se apoderó del escenario del Fusión Ska, provocando el júbilo de las 5 mil almas presentes.

“Down beat stomp” y “Skan-Can” fueron de las primeras canciones que se dejaron escuchar en la fiesta amenizada por Tokyo Ska Paradise; fue notable el grado técnico que cada integrante de la banda demostró con su instrumento: la base rítmica es contundente y explosiva, el teclado y la guitarra son ejecutados de manera brutal, y los metales son una verdadera delicia.

La fiesta continuó con una canción tradicional mexicana, “Cielito Lindo”, con la que Tokyo Ska Paradise rindió un homenaje a nuestro país. Al grito de “¡Viva México cabrones! La banda japonesa ejecutaría con maestría y pasión “Skull collector”, “Sunny” y “Horizon”, con las que el público no dejó de bailar, no importándole la lluvia y el aire frío que se dejaba sentir.

Los integrantes de la banda nipona no podían ocultar su sorpresa y alegría ante la gran respuesta del público de Monterrey, lo cual hizo que esta presentación fuese sumamente emotiva. “Ska me crazy” y “One step beyond” incendiarían el ambiente en el Parque fundidora, para después poner la atmósfera ad hoc a la noche lluviosa con “Eres”, canción original de Café Tacvba, banda a la cual admiran los integrantes de la Tokyo Ska Paradise Orchestra.

El final del recital de la banda japonesa se acercaba y el público seguía con ganas de más ska, para ello la Tokyo Ska Paradise Orchestra tocó uno de sus clásicos, “Pride of the lions” con la cual el baile se generalizó. “Los amamos regios” fue el grito con el que la orquesta japonesa se despidió del público regiomontano, dejando para la posteridad una noche inolvidable para todos los presentes, en la que pudieron apreciar a un grupo que entrega el alma sobre el escenario, ejecutando con pasión ska, con aires hermosos de jazz, big band y swing.

Click to comment

Lo más visto

To Top