Connect with us

Especiales

Diez artistas ideales para presentarse en el show de medio tiempo

Published

on

¿Podría regresar el rock al Super Bowl? No lo sabemos, pero estos artistas serían ideales. ¿Cuál faltó en esta lista?

El Super Bowl 52 concluyó y con esto surgió gran polémica por uno de los espectáculos más famosos y esperados del año: el show de medio tiempo.

Justin Timberlake fue el encargado de brindar una selección de sus más grandes éxitos en una presentación que dejó puntos de vista encontrados.

Han pasado ocho años desde que un grupo de rock ha sido responsable de entretener a los fans de la música y el fútbol americano por 13 muy significativos minutos.

¿Podrá ser la edición número 53 del Súper Tazón en el 2019 cuando un artista de rock repita la hazaña que realizó por última vez The Who? No lo sabemos, pero si es así estas podrían ser algunas opciones para este show.

1. Metallica

Luego de desmentir los rumores de una presentación en el Super Bowl 50 realizado en su natal San Francisco, los fans de la banda hicieron saber sus deseos a través de tendencias globales en Twitter y peticiones de Change.org las cuales llegaron a más de 60 mil firmas.

Aunque el festival primaveral de Coldplay, Bruno Mars y Beyoncé fue la decisión de la NFL, Metallica se presentó una noche antes en un concierto titulado “Too heavy for Halftime”, alegando que es mejor dar un concierto completo que solo un show de diez minutos.

Las que no podrían faltar:

– For whom the bell tolls
– One
– Nothing else matters
– Enter Sandman
– Seek and destroy

Metallica: For Whom the Bell Tolls (MetOnTour – Mexico City, Mexico – 2017)

2. Guns n’ Roses

Si bien la noticia del regreso de Slash y Duff McKagan a la agrupación tiene ya un par de años, Guns puede seguir sacando provecho a este acontecimiento que pocos creímos que iba a pasar. La banda sigue en una buena racha llena de conciertos agotados alrededor del mundo, y el Super Bowl es un escenario donde la fuerza y el reconocimiento popular de su música tienen la posibilidad de fusionarse a la perfección para complacer a los fans y no tan fans.

Las que no pueden faltar:
– Welcome to the jungle
– You could be mine
– Sweet child o’ mine
– November Rain
– Paradise city

Guns N’ Roses – Not In This Lifetime North American Tour Fall 2017

3. Muse

El nombre Muse es casi un sinónimo de un espectáculo lleno de producción y esa es el área en la que más se especializa el Super Bowl. Los próximos a presentarse en el Pal’ Norte se caracterizan por usar lasers, drones e incluso robots en sus conciertos, algo que pueden aprovechar y magnificar en una impresionante actuación. Muse cuenta con experiencia en eventos deportivos gracias a interpretar el tema oficial de las Olimpiadas del 2012, así que un show de medio tiempo no desentonaría en la exitosa trayectoria del trio británico.

Las que no pueden faltar:
– Knights of Cydonia
– Supermassive black hole
– Uprising
– Madness
– Starlight

Muse – Starlight – Live At Rome Olympic Stadium

4. Bon Jovi

Con más de 130 millones de copias vendidas, un estilo inigualable y un lugar en el Salón de la Fama de Rock and Roll, Bon Jovi representa a la banda ochentra por excelencia. Jon Bon Jovi es un conocido fanático del futbol americano, llegando a ser propietario de un equipo de la Arena Football League, por lo que estelarizar el entretenimiento del partido más importante del año ha de ser un probable sueño personal que todos queremos que cumpla.

Las que no pueden faltar:
– You give love a bad name
– It’s my life
– Have a nice day
– Dead or alive
– Livin’ on a prayer

Bon Jovi – Livin’ on a Prayer (Hyde Park 2011)

5. Green Day

Green Day ha servido como un puente entre generaciones amantes del rock gracias a su actitud rebelde y punk, un ingrediente clave si se quiere una audiencia emocionada. La única preocupación de la NFL sería un retraso de transmisión para evitar algún acto controversial, algo por lo que la banda es conocida, al no quedarse callados nunca.

Las que no pueden faltar:
– American idiot
– Know your enemy
– Holiday
– 21 Guns
– Basket case

Green Day – Holiday [Live]

6. Foo Fighters

La banda comandada por Dave Grohl tiene la madurez y la energía suficiente para dejar estremecido cualquier estadio que desee albergar la siguiente edición del Super Bowl. Prince cantó en su legendaria presentación bajo la lluvia “Best of you”, canción de los Foo, por lo que incluso podrían regresar el favor con otro cover (ni proyección ni holograma, por favor). Este puede ser el mérito necesario para poder hacer lo mismo con la banda que la interpretó originalmente, es lógico ¿no?

Las que no pueden faltar:
– The pretender
– Best of you
– My hero
– Everlong
– Times like these

Foo Fighters – Best Of You Wembley 2007

7. Kiss

Su único acercamiento al medio tiempo fue la interpretación de “Rock and roll all nite” antes de iniciar el Súper Tazón XXXIII, algo que Gene Simmons y compañía buscarían rectificar. Pirotecnia, maquillaje, tirolesas, baterías voladoras, guitarras explosivas, tragar fuego y escupir sangre. El problema no radicaría en hacer una presentación a la altura del Superbowl, sino en hacer un show de medio tiempo en el que todos los actos característicos de Kiss puedan entrar en 12 minutos.

Las que no pueden faltar
– Detroit Rock City
– I love it loud
– Love gun
– Black diamond
– Rock and roll all nite

Kiss – Rock And Roll All Nite – Rocks Vegas

8. Maroon 5

Si el espectáculo de medio tiempo considera una mejor opción hacer el cambio de música pop a rock de manera gradual, la opción perfecta podría ser una banda que hizo su transición del rock al pop de la misma manera. Una de las bandas de rock pop más famosas del siglo 21 puede recetar todos sus éxitos con espacio suficiente a los invitados sorpresa a los cuales estamos ya acostumbrados.

Las que no pueden faltar:
– Harder to breathe
– This Love
– Sugar
– She will be loved
– Moves like Jagger ft. Christina Aguilera (con un cameo de Mick Jagger)

Maroon 5 en Monterrey – Auditorio Banamex

9. The Killers

El salto a la fama de The Killers puede ser considerado un secreto a voces. No generan controversia pero agotan cada concierto que realizan. Formar un escenario con la silueta de una “K” es la oportunidad perfecta para ser el acto de medio tiempo que inaugure el nuevo estadio de Las Vegas, ciudad de donde son originarios. No serán tan conocidos dentro del ojo público, pero de diez personas encuestadas once se saben la letra de Mr. Brightsinde.

Las que no pueden faltar:
– Mr Brightside
– When you were young
– Runaways
– Human
– Somebody told me

The Killers – When You Were Young (Live From The Royal Albert Hall)

10. AC/DC

El Super Bowl es un lugar ideal para dar una presentación histórica; ya sea al rendir tributos, hacer reencuentros o incluso dar un último show. AC/DC ha atravesado tiempos difíciles en los últimos años debido al fallecimiento de Malcolm Young, el retiro de Cliff Williams y la salida de Brian Johnson, quien fue sustituido por Axl Rose. El cantante regresó a los escenarios junto a Muse para interpretar “Back in black” en el Reading Festival 2017, por lo que ser la banda con el repertorio más utilizado en eventos deportivos y la recuperación de Johnson nos demuestra que las
esperanzas de un regreso a AC/DC y la aparición de Angus Young en un Halftime Show todavía existen.

Las que no pueden faltar:
– Thunderstruck
– Back in black
– Let there be rock
– Highway to hell
– For those about to rock (We salute you)

AC/DC – Thunderstruck (from Live at River Plate)

Resumen
Diez artistas ideales para presentarse en el show de medio tiempo
Nombre
Diez artistas ideales para presentarse en el show de medio tiempo
Descipción
¿Podría regresar el rock al Super Bowl? No lo sabemos, pero estos artistas serían ideales. ¿Cuál faltó en esta lista?
Autor
Medio
Monterrey Rock
Logo
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Especiales

Rock & Cine: ‘Tesis’

Published

on

La “opera prima” de Alejandro Amenábar se convirtió de manera casi instantánea en una película de culto.

Si hablamos de cine de suspenso tenemos que hablar de la primerísima obra del español Alejandro Amenábar: “Tesis”.

Este film salió a la luz en 1996 y desde que comenzó a publicitarse llamó la atención por el tema que aborda, el cine “snuff” (grabaciones en las que se registran torturas y asesinatos reales), uno de los máximos tabúes del ambiente cinematográfico.

Desde el principio se nota que es una producción de bajo presupuesto pero esto no aleja al espectador, ya que la inquietante atmósfera que está presente desde el inicio del filme la hace sumamente atractiva.

Se trata de la historia de Ángela, una estudiante universitaria de Imagen que está en vías de realizar su tesis y planea hacerla sobre violencia audiovisual.

Para ello se asesora con un maestro de la Universidad, quien se prestó a conseguirle algunas cintas que pueden servirle para su trabajo de investigación.

El huracán inicia cuando el profesor muere en la sala de proyección de la escuela, producto de un infarto producido por la vorágine de violencia que vio en una de esas películas.

El cadáver del maestro es descubierto por Ángela, quien se lleva la cinta antes de que las autoridades se percaten del hecho.

La estudiante tiene miedo de verla y poco a poco va confirmando de qué se trata y si es falsa o no, creándose un mar de intrigas que genera un ambiente brutal de tensión y suspenso.

¿Vale la pena verla? Por supuesto, sobre todo para los amantes de los thrillers y el suspenso.

Cuenta con un guion interesante y con elementos de humor negro; las actuaciones de Ana Torrent, Fele Martínez y Eduardo Noriega resultan contundentes; el trabajo en la fotografía es magistral y Amenábar se consagra desde este primer trabajo como un director de altura.

Continue Reading

Especiales

El lado oscuro: El verdadero ‘Hannibal Lecter’ era de Monterrey

Published

on

Thomas Harris creó el personaje del temible doctor inspirándose en un asesino de Monterrey, con quien se entrevistó en el Penal del Topo Chico.

Uno de los personajes más fascinantes de la literatura moderna y de la historia del cine es, sin duda, Hannibal Lecter, sí, ese doctor inteligente, sofisticado, encantador, pero carente de sentimientos y hambriento de violencia… y de carne.

Su creador fue el escritor Thomas Harris, quien lo plasmó en su libro “El Dragón Rojo”, novela publicada en 1981, en la que el temible doctor Lecter tiene un papel secundario, pero trascendente.

Tan poderosa resultó esta figura que la retomó en sus siguientes obras, dotando al personaje de mayor protagonismo: “El Silencio de los Corderos” (1988), “Hannibal” (1999) y “Hannibal: El Origen del Mal” (2006).

Pero, ¿en quién se inspiró Harris para crear a este artista de la brutalidad? ¿En algún psicópata estadounidense? ¿Algún elegante asesino en serie europeo? No, la respuesta se haya en el norte de México: en Monterrey.

En efecto, por más increíble que parezca, un regiomontano fue quien inspiró al escritor originario de Jackson, Tennessee, su nombre es Alfredo Ballí Treviño.

¿Quién fue Alfredo Ballí Treviño?

En 1959 un crimen conmocionó a la ciudad de Monterrey: un hombre, identificado como Alfredo Ballí, pasante de medicina, dio muerte a su pareja sentimental, Jesús Castillo Rangel.

El asesinato se dio en el consultorio del asesino en la colonia Talleres. Luego de una discusión, en la que Castillo le dijo a Ballí que ya no quería nada con él, el casi galeno decidió acabar con la vida de su amante.

Alfredo, enfurecido, lo envenenó con pentonal sódico (el llamado “Suero de la verdad”), primero empapó un trapo con el químico y con él intoxicó a Castillo y después le inyectó una dosis más.

Posteriormente, llevó a su pareja a la regadera ubicada en una habitación contigua al consultorio, en donde le cortó el cuello con un bisturí y dejó que se desangrará por completo.

Después, cortó el cuerpo en siete partes y lo envolvió en una manta y lo colocó de manera ordenada en una caja.

Luego de esto llevó la caja al rancho de su tío, cerca de lo que ahora es el Puente Chapultepec y la enterró en el sitio, argumentando que se trataba de desechos médicos.

Días después, un pastor se dio cuenta de que algo había sido enterrado de manera irregular gracias a que varios animales se acercaban al sitio.

Al comentarse el hecho ante la Policía, se realizó una revisión a profundidad del lugar y se encontró la caja con los restos humanos.

Las indagatorias avanzaron rápido y de inmediato se dio con Ballí. El médico confesó el hecho y dio sorprendentes detalles, como el hecho de que sus cortes fueron tan limpios que no tocó un sólo hueso con el bisturí.

Los investigadores intentaron relacionarlo con otros asesinatos similares sin resolver, pero nunca se pudo confirmar.

Tras concluirse las investigaciones, el juez Marco Antonio Leija Moreno, una leyenda viviente de Nuevo León y uno de los máximos orgullos de la UANL, le dictó sentencia de muerte, la última que se ordenó en México, la cual le fue conmutada al poco tiempo por 20 años de prisión.

En la cárcel fue un prisionero modelo y sumamente respetado (y temido) por el resto de la población penitenciaria del Penal del Topo Chico.

Incluso tenía su propio consultorio dentro de la cárcel, en donde daba servicios médicos gratuitos a los internos.

Por este motivo tenía ciertos privilegios, como usar la vestimenta que quisiera, aspecto que lo caracterizó, ya que vestía elegante y sofisticado para le época, con zapatos blancos, lentes oscuros y trajes.

Finalmente, en 1979 Alfredo Ballí salió de prisión, obtuvo su título de médico y continuó ejerciendo en su consultorio privado, con una nutrida clientela, siendo identificado como un doctor sumamente amable y considerado.

Tuvo varios hijos con parejas distintas, algunas de las cuales murieron.

El mismo Leija Moreno comentó en su momento que un día tuvo un sorpresivo encuentro con el doctor Ballí.

“Un día estaba yo en una tienda Soriana y ahí me echaron un grito: ‘¡Marco Antonio Leija Moreno!’, era el doctor Ballí, me dio un abrazo y me dijo que tenía cuatro meses de haber salido en libertad, estuvo adentro 20 años; ‘todos me maltrataron, el único que fue atento fue usted’, me dijo”, indicó el famoso juez.

El doctor murió de cáncer de próstata en 2009. Nunca quiso volver a hablar sobre su pasado criminal.

¿Cómo se dio el encuentro entre Alfredo Ballí y Thomas Harris?

Ya sabemos quién es Ballí, pero ¿cómo lo conoció el escritor de “El Silencio de los Inocentes”?

Thomas Harris se desempeñó por muchos años como reportero para varios medios y agencias importantes, entre ellas “Associated Press” (AP), especializándose en casos de alto impacto de nota roja.

Como parte de una asignación especial, Harris vino a Monterrey en 1963, para entrevistar Dykes Askew Simmons, un ciudadano estadounidense que se encontraba preso en el Topo Chico por un triple homicidio.

Simmons intentó fugarse de prisión y resultó herido con varios impactos de bala y fue el mismo Ballí el que le salvó la vida.

Durante su visita al Topo Chico, Harris se topó con Ballí y se pusieron a platicar.

El escritor quedó sorprendido por la magnética personalidad del pasante de doctor, por su inteligencia, por su vestimenta elegante y a la moda, pero sobre todo por la precisión con la que describió la personalidad de Simmons y el tono sombrío de las preguntas que le hacía sobre las lesiones que sufrió este reo durante su intento de escape (las cuales lo desfiguraron), sobre sus víctimas y sobre algunas cuestiones de criminalidad.

La plática fue interesante y prolongada, según Harris, la cual surgió de manera espontánea y sin planear.

El escritor se quedó con la idea de que Ballí era un médico de la prisión, por lo que le preguntó al director del penal que cuánto tiempo llevaba Alfredo trabajando en esa cárcel.

Su sorpresa fue mayúscula con la respuesta del funcionario penitenciario: “¿no sabes quién es? El doctor es un asesino. Como cirujano, podría empaquetar a su víctima en una caja pequeña. Nunca dejará este lugar. Es un demente”.

Así, de esta forma tan increíble, surgió “Hannibal Lecter”, uno de los íconos modernos más representativos del lado oscuro de la naturaleza humana.

Resumen
El lado oscuro: El verdadero 'Hannibal Lecter' era de Monterrey
Nombre
El lado oscuro: El verdadero 'Hannibal Lecter' era de Monterrey
Descipción
Thomas Harris creó el personaje del temible doctor inspirándose en un asesino de Monterrey, con quien se entrevistó en el Penal del Topo Chico
Autor
Medio
Monterrey Rock
Logo
Continue Reading

Especiales

Tatuajes y bestialidad: Brutal Black Project

Published

on

El peculiar proyecto conformado por Cameron Stewart, Valerio Cancellier y Phillip “3Kreuze” dejó anonadado a más de uno al ser expuesto por VICE en 2017.

Millones son las personas portan uno, o más, tatuajes en su cuerpo. Algunos son hechos con el fin de conmemorar un agradable momento, otros para recordar a un ser querido e inclusive varios son producto de decisiones impulsivas y que generan un desencanto a corto plazo.

Independientemente de cómo haya llegado a impregnarse la tinta en la piel, todos tienen dos características: Cuentan una historia y tienen un fin estético.

Brutal Black Project propone todo lo contrario: No importa el resultado final, sino lo que experimentas mientras te lo haces.

El proyecto inició con Cameron y Valerio, los cuales son tatuadores como profesión y, después de crear una gran amistad, decidieron unificar sus estilos en un proyecto al cual Phillip se integró más adelante.

Debido a las distintas nacionalidades de los encargados, Brutal Black Project se encontraba en constante movimiento entre los salones de tatuajes de Cameron, Valerio y Phillip.

El concepto es sencillo: Tatuajes brutales que lleven al cliente a sobrepasar su concebida idea de “barrera del dolor” a precio gratuito.

“Si quieres un tatuaje que aparente ser brutal, la única forma de ganártelo es mediante la brutalidad.” comenta Cameron Stewart

“No importa la estética de la marca en la piel, sino la marca psicológica que deja la experiencia.” añade Valerio Cancellier.

En septiembre de 2017, VICE se adentró en la última (e íntima) sesión de Brutal Black Project en Lombardía, Italia.
“Estamos orgullosos con los resultados pero, lógicamente, nuestros estilos están en constante evolución por lo que preferimos terminarlo y recordar a Brutal Black Project por lo que fue en sus mejores momentos.”

Continue Reading

Te recomendamos