Hay Maldita Vecindad para rato.

0
1040
Kakkmaddafakka y Epica en Monterrey 2019

Maldita Vecindad contempla además de su gira de 30 aniversario y su visita a Monterrey el 5 de diciembre, un CD grabado durante el Vive Latino 2014 y un documental sobre la banda, entre otros proyectos.

La tarde de este miércoles 29 de octubre estuvieron en Monterrey Pato y Aldo, guitarrista y bajista respectivamente de la Maldita Vecindad y los hijos del quinto patio; el motivo de su visita fue promocionar el concierto que darán en nuestra ciudad el próximo viernes 5 de diciembre, en el que compartirán cartel con El Gran Silencio, Tijuana No y Dínamo.

En dicha conferencia de prensa, Paco y Aldo dieron a conocer que, contrario a lo que muchos creían, esta no es una gira de “Adios” de los escenarios, sino que simplemente con esta serie de conciertos festejarán los 30 años de trayectoria que la Maldita está cumpliendo, y servirá además para “cerrar un ciclo y abrir otro”.

Incluso Maldita Vecindad tiene ambiciosos planes a mediano y largo plazo, entre los que se incluyen primeramente la salida al mercado de un disco grabado en vivo, durante la edición 2014 del Vive Latino; asimismo, tienen contemplada la realización de un documental relacionados con los 30 años de vida de la Maldita Vecindad, proyecto que se encuentra apenas gestándose; por otro lado, Aldo y Pato comentaron que se está trabajando en material nuevo, para el cual no tienen una fecha exacta para grabar, puesto que están dejando que las cosas fluyan naturalmente.



Por último, mencionaron que además de lo anterior tienen pendiente la salida a la luz de la sesión unplugged que grabaron hace varios años y que jamás fue publicada, cosa que quieren retomar en un futuro cercano.

Maldita Vecindad tuvo un receso de actividad de aproximadamente 4 años, debido a disputas internas, lo cual orilló a que Roco, el vocalista de la banda, emprendiera su proyecto solista llamado “Roco Pachukote”, y a que el resto del grupo siguiera su camino haciéndose nombrar como “Malditos cocodrilos”. Precisamente sobre esto se les cuestionó a Aldo y a Pato, quiénes manifestaron que se encuentran unidos y que el no tener ninguna obligación contractual les ayuda a tomarse las cosas con calma, fluyendo las cosas de manera natural, lo cual ayuda a que haya armonía total al interior de Maldita Vecindad.

Así que ha quedado claro: ¡hay Maldita Vecindad para rato!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí