lucha-libre-mexicana-rock-jerry-estrada-heavy-metal-vampiro-canadiense
Sigue a Monterrey Rock en Facebook

La lucha libre es (o era, según la opinión de muchos) uno de los espectáculos más importantes de nuestro país.

Al cúlmino de la década de los 80’s comenzó un cambio en este deporte, pues se buscaba hacer aún más espectaculares las funciones y para ello se recurrió a un punto que para muchos hoy es intrascendente pero que en su momento sí fue un gran cambio: la entrada al ring de los luchadores.

Los luchadores comenzaron a hacer entradas muy espectaculares con pirotecnia, edecanes y música.

En este sentido, muchos luchadores recurrieron a canciones de rock para hacer sus apariciones en el ring y esto provocó que muchos niños y jóvenes conocieran el rock.

Para muestra de esto podemos mencionar al Vampiro Canadiense, quien recurría a una estética gótica y a canciones de rock para entrar al cuadrilatero.

Te puede interesar: ¡Netflix nos saldrá más caro!

Otro luchador, que incluso en su nombre llevaba al rock en alto, es Heavy Metal, uno de los miembros de la “dinastía Casas” (hermano del Negro Casas y Felino, e hijo de Pepe Casas), quien incluso hacía su entrada con “Rainbow in the Dark” de Dio o con “It’s so easy” de Guns N’ Roses.

Estaba el grupo de los “Vatos Locos”, conformado por El Picudo, May Flowers, Nygma y Espíritu, quienes entraban con la canción de “I was made for lovin’ you” de Kiss y además se caracterizaban como los miembros de esa banda.

Después surgió un luchador muy particular, fanático de Marilyn Manson, quien se hacía llamar Charly Manson.

El Dr. Wagner también recurrió al rock para sus entradas y ni más ni menos que con “Bad Medicine” de Bon Jovi.

Pero el que fue de los primeros luchadores en México que adoptaron un “look” netamente rockero y que tomó al rock como bandera, fue el llamado “Puma de Monclova”, Jerry Estrada.

El buen Jerry era un verdadero espectáculo con sus trajes con estoperoles, barbitas y colores con una onda muy “glam”, entrando a los cuadrilateros teniendo de fondo la música de Motley Crüe, “Kickstart my heart”.

Así que los que de niños amamos la lucha libre, pudimos adentrarnos en el rock gracias a estos y otros luchadores.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí